¿Qué hace y qué no hace un traductor jurado?

Qué es una traducción jurada?

Una Traducción Jurada es una traducción realizada por un Traductor Jurado autorizado por el Ministerio de Asuntos Exteriores. El Traductor Jurado actúa como un Notario, y da fe pública de la veracidad del documento traducido.

Este tipo de Traducción se puede utilizar para avalar la información traducida puesto que el traductor jurado asume la responsabilidad de la traducción con su firma y su sello reconocidos.
En su trabajo, el traductor jurado da fe de que los contenidos del documento original se han trasladado fiel e íntegramente a otro idioma y así lo certifica legalmente con su firma y sello.

Existen numerosos textos que precisan una traducción jurada:

  • Contratos
  • Acuerdos empresariales
  • Testamentos
  • Poderes notariales
  • Certificados académicos
  • Contenidos que deben ser traducidos, firmados y certificados por un profesional muy concreto: un traductor jurado.

La necesidad de este tipo de traducción surge por exigencias de determinadas autoridades (Ministerio, Juzgado, Institución académica).

No todos los traductores (es absolutamente necesario que sea un traductor jurado) pueden hacerse cargo de una traducción jurada y los requisitos son diferentes en función del país donde se necesiten estos documentos. En España y para el idioma castellano, el traductor jurado deberá disponer de un título oficial otorgado por el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación de España. Este título reconoce que dicho profesional está legalmente capacitado para realizar traducciones de una lengua extranjera al castellano y viceversa.

Es importante saber, además, que el traductor que firme una traducción jurada debe poseer unos sólidos conocimientos teóricos y prácticos que le faculten para comprender y saber interpretar todos y cada uno de los puntos que contenga el documento a traducir.

¿Qué es un traductor jurado?

Un traductor jurado es un traductor acreditado para otorgar validez legal a la traducción del contenido de un documento en otra lengua. Un traductor jurado está autorizado por el Ministerio de Asuntos Exteriores para dar fe de la traducción de cualquier documento en otra lengua, a través de su firma y sello autentifica el contenido de la misma.

Surgen, a veces, dudas respecto al trabajo real que debe o no debe hacer un traductor jurado. En este artículo vamos a tratar de aclarar algunas de ellas.

El traductor jurado realiza una traducción fiel y completa de un documento que le ha sido entregado por un cliente (en papel o electrónicamente).

También el traductor jurado tiene que adjuntar una copia del documento traducido a la traducción con la fecha y el sello en cada hoja.

El traductor jurado debe conocer la certificación oficial de las traducciones juradas (la del Ministerio) y la normativa sobre traducción jurada.

El traductor jurado debe además Proteger la confidencialidad de los documentos y cumplir, en lo que le corresponda, con la LOPD.

Debe hacer la traducción correcta (fiel y completa) del original. No debe ni añadir contenido ni omitirlo.

El traductor jurado no puede hacer un resumen del texto, independientemente de lo extenso que pueda ser el original. Debe traducirlo tal y como está.

De la misma manera, el traductor jurado no puede añadir texto. Si el cliente ha añadido al original algún texto, escrito a mano, el traductor lo traducirá anotando “figura manuscrito un párrafo que dice: X X X”.

El traductor jurado no legaliza ni compulsa documentos. Esta labor está reservada a Notarios y funcionarios públicos con autorización para ello.

El traductor jurado tampoco es maquetador. El traductor debe traducir el contenido de la forma más adecuada posible al formato del texto.

En MC TRADUCCIONES siempre que los textos entregados para traducir se encuentren en formato editable, se respetará el formato original. Para formatos ​no editables, los trabajos se devuelven en Word con una estructura lo más similar posible al original.
En caso de requerir maquetación, se enviará presupuesto aparte por este servicio y será el cliente el que opte por hacer la maquetación con nosotros o bien, una vez traducido el texto, hacerla él mismo.

La traducción jurada es uno de los servicios especiales que ofrece MC TRADUCCIONES para todas aquellas ocasiones en las que resulta necesario certificar de forma oficial que el contenido del texto traducido es totalmente fiel al texto original.

Disponemos de un equipo experimentado de traductores jurados registrados por el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación.

No dudes en consultarnos cualquier duda y si necesitas una traducción de este tipo ponte en contacto con nosotros.


El equipo de MC TRADUCCIONES.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *